Episodio 51 - Técnicas para tratar con personas difíciles

Muy buen momento. En el episodio de hoy vamos a ver cómo nos puede ayudar la Inteligencia emocional, la PNL y el Coaching, a lidiar con personas que consideramos difíciles de tratar, complicadas  o que puedan encajar en alguna de estas definiciones:

  • Personas agresivas con las que temes hablar o discutir.
  • Personas que están todo el día quejándose o todo les va mal.
  • Personas que pasan de todos y de todo.
  • Personas que no paran de criticar a todo el mundo.
  • Personas que están siempre tristes y desmotivadas.

Continuamos con el ciclo de Inteligencia Emocional que comenzamos hace un par de semanas con los episodios de: «Gestión emocional para mejorar tus peores días»«Los 5 componentes básicos de la Inteligencia emocional»

  • 1. ¿Qué es para mí una persona tóxica?

Definir objetivamente qué es para mí una persona tóxica.

Valores y creencias. (El mapa no es el territorio) ¿Qué es importante para ti?

  • 2. Proactividad (Prever obstáculos y plantear alternativas)

¿Quieres resultados? ¿Quieres cambiar las cosas? No podemos solucionar los problemas desde el mismo plano en el que se crearon.

Ejercicio: Lista de tus personas tóxicas. Al lado del nombre tendrás que poner como mínimo una característica positiva que destaques de esa persona y que te pueda ayudar a estar en sinfonía con ella. Algo que conecte con tus valores, con tus creencias o con tu forma de ser o estar en el mundo.

Importancia del feedback proactivo. Las personas olvidamos lo que nos dijeron pero nunca olvidaremos cómo nos hicieron sentir.

  • 3. Conciencia emocional

Partimos de una emoción adecuada. Selfawareness (Autoconocimiento) y social awareness (Empatía).

Tomamos conciencia no sólo de nuestras emociones sino de las emociones de los demás.

Saber diferenciar entre emoción, estado emocional y modo de ser.

Es el modo de ser cuando identificamos a las “personas que consideramos tóxicas” y aquí entra la conciencia emocional y en el conocimiento de que, el modo de ser de una persona está constituido no sólo por un componente genético sino por toda una experiencia vital.

El modo de ser lleva consigo una propensión a las emociones y aunque se puede modificar hay una tendencia que caracteriza a la persona. Ser conscientes de esto y aceptarlo también formará parte en gran medida de nuestro bienestar emocional, lo que nos ayudará a permanecer en el estado emocional óptimo que queremos transmitir y comunicar.

  • 4. Sesgos y creencias Irracionales

Partimos de «Las 11 creencias irracionales básicas» de Albert Ellis.

Nos centraremos en dos de ellas. Necesito amor y aprobación de cuantos me rodean”. ¿Siempre eres simpático y agradable con los demás? ¿Apruebas todo lo que los demás hacen? ¿Prefieres que te reconozcan por quién eres o por lo que haces? “Ciertas personas son viles y malvadas, no se comportan de manera adecuada y deben ser culpadas y castigadas” La mayoría de las veces no actuamos de manera consciente, lo hacemos de manera automática sin una “maldad consciente” ¿Todo lo que hace mal esa persona es para perjudicarte? Tolerar los errores  y racionalizarlos favorece el cambio. Culpabilizar y castigar conlleva a seguir cometiendo errores.

  • 5. Comunicación Asertiva y resistencia a la tensión del conflicto

Tipos de comunicación: Democrática (fomenta la coherencia y la iniciativa) Autoritaria (Alto nivel de exigencia y control. Baja expresión de afecto. “Sin afecto no hay proyecto”. Fomenta la irresponsabilidad, el estrés y el impacto coercitivo para la autoestima) Permisivo (Ausencia de control, consciencia y responsabilidad) Indiferente/negligente (Bajo nivel de afecto y comunicación)(se delegan responsabilidades)(No se establecen identidades y falta información para crear patrones adecuados de estima y comportamiento)

Comunicación asertiva. Calmada y adecuada gestión emocional. (control de la emoción. Ejercicio de control de la respiración). Lenguaje descriptivo. Evitar valoraciones subjetivas. Manifestar tus derechos como ser humano y persona.

Tensión al conflicto. Resistencia al cambio. Marcar objetivos.

  • 6. Ejercicio de relajación

Tendido en el suelo sobre una alfombra o manta: cierra los ojos y colócate con las piernas estiradas, ligeramente separadas y con los pies mirando hacia afuera, los brazos a los lados del cuerpo sin tocarlo y con las palmas de las manos hacia arriba.

Centra tu atención en la respiración. Coloca una mano en la parte del cuerpo que sube y baja, cada vez que inspiras y espiras. Si la parte que más se pronuncia en el movimiento es el la parte más alta del tórax significa que tu respiración es corta y superficial por lo que no lo estarás haciendo todo lo bien que lo puedes hacer.

Coloca con suavidad las dos manos sobre el abdomen y se consciente de los movimientos que generas al respirar. Observa especial atención a como sube y baja tu abdomen.

Respira por la nariz más que por la boca y dedica unos minutos de tu día a trabajar este ejercicio y a tomar consciencia de cómo es una adecuada respiración abdominal y torácica para realizar una correcta respiración en contraposición de una respiración corta superficial propia de un estado de ánimo nervioso y estresado.

Espero que te haya gustado el artículo y que lo encuentres interesante y de valor.

Si te surge alguna duda o tienes cualquier tipo de pregunta no dudes en utilizar cualquiera de los canales que tienes a tu disposición para contactar conmigo y un millón de gracias por tus opiniones y valoraciones en iTunes, iVoox, Spotify etc.

Un abrazo muy fuerte.

Nos vemos en el camino.

Álex.

Autor: Álex García


Parse error: syntax error, unexpected '$URL' (T_VARIABLE) in /home/eltaodeu/public_html/tao2/assets/themes/tao21/template-parts/contenidos/article-footer.php on line 1